Noticias importante para el cambio. Gestión emocional, con ejercicios prácticos. Gestalt Salut

Posted on Actualizado enn

Interesante trabajo publicado en www.sanamente.net
Reflejo2Como reconocer, sostener y gestionar mi emocionar.

Nuestras emociones nos permiten disponer de información acerca de lo que nos sucede a lo largo de nuestra vida, son una realidad interna que nos da información de cómo nos afectan nuestras vivencias, de cómo el mundo externo impacta en nosotros y de cómo eso nos hace sentir.

Somos privilegiados al poseer nuestras emociones, mío es el enfado que me informa de que me molesta un ruido persistente, si me entristezco puedo darme cuenta de que es lo que valoro, asimismo si una escena de la calle me da miedo, sentir este miedo me informa de las posible amenazas de la situación, por otra parte la alegría me pone al día de los estímulos a los cuales quiero acercarme y por último la serenidad me permite reconocer mis emociones sin perderme o engancharme a ellas. Estar en contacto con nuestro emocionar también nos permite poder ver las emociones de los otros, nos permite captar información de nuestro emocionar y del emocionar del otro.

EJERCICIO:

Evoca una emoción que últimamente este presente en tu vida sea alegría, tristeza, miedo, enfado o serenidad.
Cierra los ojos e imagínatela como un mensajero.
Respira y déjate sentir y escuchar cuál es su mensaje, que te dice de ti.

emocionesLas emociones conviven en nuestro día a día, otra cosa es si les damos más o menos espacio para atenderlas y escucharlas, forman parte de nuestro equipaje biológico ya que permitieron a la especie sobrevivir y desarrollarse. A groso modo, si hablamos de las emociones básicas el miedo nos da prudencia, la tristeza nos permite soltar y valorar lo que nos duele, la alegría nos posibilita acercarme a lo que anhelo, el enfado me ayuda a discriminar lo que me molesta y poner límites, y la serenidad me permite reconocer lo que me pasa. Estas emociones nos aportan conciencia y nos permiten diferenciar lo que nos va sucediendo en la vida y en las relaciones.

El impacto de estas fuentes de información y de conciencia puede ser minimizado maximizado y aquí es cuando nos encontramos con la gran pregunta ¿Qué hago con lo que siento?, ¿Cómo lo gestiono?

Para gestionar lo que siento, lo primero es darme cuenta de ese algo que estoy sintiendo,reconocer la emoción, las emociones viven en el cuerpo, el enfado me calienta, el miedo me congela, la tristeza me encoge y/o me pesa, la alegría me aligera. Existen muchas manifestaciones y se pueden sentir en muchas zonas del cuerpo, como un temblor en las piernas, un cosquilleo en el tórax, calor en las manos… Estas manifestaciones nos informan de que algo o alguien (un estímulo) tiene un efecto en mí ya sea una mala noticia (una multa) o alguien que no se presenta a una cita. El reconocer la emoción en mi cuerpo me facilita distinguir que es lo que detona dicha emoción, si no reconozco la emoción mi conciencia se limita y no sé muy bien porque estoy mal, creando un auténtico cajón de sastre de estímulos no reconocidos.

emociones 2Posiblemente esta resistencia a reconocer la vida emocional sea debido a nuestro miedo a sentir los efectos devastadores que poseen sus manifestaciones extremas, la depresión en el caso de la tristeza, la ira en el caso del enfado, la euforia en el caso de la alegría, el pánico en el caso del miedo o la indiferencia en el caso de la serenidad. Y aquí la paradoja está en que el poder reconocer las emociones me permite darme cuenta de que puedo sentir una emoción sin irme al pozo, quedarme paralizado como una roca, romper una mesa,… En el fondo lo que evitamos es hacernos daño o hacer daño al otro debido a situaciones que nos fueron dolorosas. Reconocer mi emoción me permite familiarizarme con ella y empezar a relacionarme con mi cuerpo y con mis fantasmas para que dejen de serlo.

EJERCICIO:

Evoca una persona importante en tu vida, que dos cosas que hace o no hace, te emociona, p.e: el silencio de mi amigo José cuando me escucha, emoción: alegría
Estimulo_______________________________Emoción________
Estimulo2______________________________Emoción________

Una vez reconocida la emoción, me relaciono con lo que siento, me acompaño con lo que siento, sostengo mi emocionar sea la que sea que siento, le digo que sí. Si estoy enfadado lo que pasa es que estoy enfadado, ni más ni menos, igual que si estoy contento estoy contento y listo, acepto lo que estoy sintiendo en este momento sin pretender modificarlo, me doy espacio a mí y a mi sentir. Si digo que sí a lo que me pasa y me acompaño, me juzgo menos y no me auto reprocho que, por ejemplo tener miedo es de cobardes, simplemente me acompaño en mi miedo igual que lo haría con un amigo/a. Acompañar lo que siento sin juzgarme, al fin y al cabo este es un acto de autoestimay autovaloración de lo que siento y de lo que soy.meditar

Así empiezo a vivirme igual de digno ya esté en la tristeza, en el miedo, en la alegría, el enfado o la serenidad. Y si sostengo mi emoción esta puede transformarse y puede ser que una tristeza profunda se suavice o pasar de un enfado atroz a la serenidad. Pero si encarcelo mi emoción esta no puede moverse, se guarda en un cajón tal como vino. En este plano suelen influenciar mucho las leyes familiares a la hora de dar espacio o no a ciertas emociones, de cómo se vivían las emociones en mi familiaaprendo a darles espacio o a bloquearlas de diferentes maneras; si en mi familia el enfado fue bien visto o considerado me daré espacio a esta emoción en cambio sí era casi pecado sentir miedo lo viviré con mucha angustia, o si la alegría era vista como una tontería propia de incultos esto me dificultara dejármela sentir. Aquí es sanador darme cuenta con que emociones no me llevo bien, es decir no les doy espacio o las vivo desde la pelea, para empezar a aprender a sentirlas sin pelearme con ellas aceptando lo que me pasa en ese momento.

EJERCICIO:

Que dos emociones eran bien vistas/consideradas y cuáles no?
Teniendo en cuenta las 4 emociones básicas, la alegría, la tristeza, el enfado, el miedo, la ternura, la curiosidad
Emociones validadas en mi familia__________
Emociones penalizadas en mi familia________

observarUna vez reconocida/vista y sostenida/aceptada la emoción, poseo pistas para saber que estimulo detona mi emocionar (la no llamada de un amigo al cual siempre debo llamar yo para tomar algo), que emoción me produce (me entristece y me enfada) además de como repercute en mi cuerpo y en mi mente (me cansa y me machaco porque tendría que ser más tolerante) y desde aquí tomar conciencia de que necesito (hablar con él y manifestarle que me gustaría que él también me llamara) hecho este proceso de autoescucha y autoconocimiento que facilita el reconocer y sostener mis emociones puedo decidir conscientemente que hago con esta información y como gestiono mi emocionar.

Es importante aclarar que ser consciente de mi enfado no me obliga a expresarlo, aquí la cosa es que tomar conciencia de él me permite conocerme más, me permite poder sentir lo que vivo sin miedos o automachaques, muscularme en sentir lo que vivo y en ampliar mis recursos de gestión (así puedo gestionar un encuentro con mi jefe para manifestarle mi enfado o decidir que para mí es más ecológico retirarme).

La emoción se da en un contexto que es también importante, la gestión tiene en cuenta lo emocional, lo contextual y lo social. Naturalmente, gestionar las emociones es un proceso de aprendizaje que nos puede permitir vivir más y mejor, y no está exento de grandes dichas y de desencuentros, se trata de ser coherentes con nuestras emociones para ser más coherentes con nosotros mismos.

interiorizarEJERCICIO:

Escribe un ejemplo de tu vida cotidiana con esta secuencia; estímulo (alguien invade mi espacio), emoción (enfado y miedo) y ante esto que necesito, gestión  (le pido que me deje hablar con un tono claro).
Estimulo__________________________
Emoción (una o dos) _________________
Gestión/es________________________

Cada uno somos responsables de nuestro emocionar, por lo que es nuestra decisión como convivir esta realidad interna; puedo ser consciente de mis procesos emocionales, escucharme, autocobijar lo que vivo, sostenerme en lo emocional, reconocer lo que necesito y gestionarlo, no olvidemos que negar lo emocional también es una gestión, es inevitable no posicionarnos ante nuestras emociones. Al final haga lo que haga, mis emociones me pertenecen y puedo ser un rey que escucha a sus sirvientes o un pasajero que intenta no ver ni escuchar el paisaje o las noticias que los mensajeros le traen, ambas opciones son legítimas. Esta decisión es enteramente responsabilidad mía, yo decido como convivir con lo que me sucede.

Que tus emociones te acompañen y tú a ellas. Buen camino

Anuncios

Muchas gracias.Thanks so much. Merci.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s